Identificar lo importante y eliminar lo demás es el principio básico que debemos adoptar para ser minimalistas, y es importante aplicarlo también para gestionar las redes sociales de una forma sana.

Vivimos en una era digital, quien no tiene presencia en las redes sociales, parece que no existe y por tanto el uso damos a  a las redes sociales puede resultar abusivo. A continuación presentaremos un plan “Detox” de redes sociales:

  • Si no queremos eliminarlas, podemos intentar consúltarlas lo mínimo posible, (una o dos veces al día) o incluso desactivarlas. Esta última opción nos permite testar como sería no tener redes sociales permitiéndonos volver a activarlas en el momento que deseemos.
  • Eliminar a conocidos de estas redes y quedarse con los que de verdad sean nuestros amigos hará que éstas adquieran más valor.
  • Dejar de seguir a gente negativa o que alimente el consumismo a través de la publicidad encubiera es una manera de eliminar el marketing nocivo de nuestra vida.

 

Disfruta de las pequeñas cosas que tiene la vida, vive intensamente. Haz lo que verdaderamente te gusta. Haz cosas nuevas, que enriquezcan tu día a día. Disfruta con tu gente, con los que quieres, con los que te aprecian.

Deja los problemas atrás, no te preocupes demasiado por el futuro. La vida hay que vivirla presencialmente y no a través de una pantalla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *