La fatiga de decision o fatiga de decisiones, según la wikipedia, se refiere al deterioro de la calidad de las decisiones tomadas por un individuo, después de una larga sesión de toma de decisiones.

Cuando sufrimos la fatiga de decision, tendemos a ser mas irracionales en la toma de decisiones. Por ejemplo, se ha demostrado que los jueces en los tribunales toman decisiones de peor calidad al final del día que al principio del día.

La capacidad de tomar decisiones es como un músculo: cuando despertamos por las mañanas está fresco y lleno de fuerza, sin embargo, cada decisión que vamos tomando durante el día -por pequeña que sea- genera un desgaste mental. Esto ocasiona que la calidad de nuestras decisiones vaya bajando.

James Clear

¿Qué relación tiene la fatiga de decision con el consumismo?

La fatiga de decision es la causante de muchas de las malas decisiones que los consumidores toman con sus compras.

Esta puede influir en las compras por impulso irracional en los supermercados o en los centros comerciales. Cuando vamos a un centro comercial buscando alguna prenda en concreto, o simplemente renovar el armario, las decisiones de compensación con respecto a los precios y las promociones pueden producir fatiga de decision. Cuanto más tiempo pasamos en este proceso, mas cansancio se acumula, y conforme pasan las horas nos queda menos fuerza de voluntad para resistir las compras impulsivas.

Por ejemplo, en el supermercado, la fatiga de decision llega a su máximo en la caja registradora. Por ello, las marcas tienden a posicionar productos cerca de la caja registradora, donde tendemos a ser mas impulsivos en nuestras compras.

El desarrollo de la fatiga de decisiones

Podemos decir que nuestro día comienza « en blanco ». Estamos descansados y despejados. Según avanza el día, es cuando las decisiones se empiezan a acumular :

  • ¿Qué ropa me pongo?
  • ¿Qué leo mientras desayuno?
  • ¿Por donde empiezo mi jornada de trabajo? ¿Leyendo mis e-mails o haciendo tareas operacionales?
  • ¿Qué como hoy?

Según se cita en este enlace, a lo largo del día tomamos de media unas 35.000 decisiones remotamente conscientes al día. Si duermes unas 7 horas, tendríamos un total de unas 2.000 decisiones a la hora, o lo que es lo mismo, una decisión cada dos minutos. Esto es lo que nos puede llevar al agotamiento mental.

Al final del día, corremos el riesgo de tomar decisiones irracionales debido a este cansancio. Generalmente, es cuando estamos en casa, tenemos tiempo libre para entrar en tiendas on-line, o nos toca cocinar y estamos tan cansados que decidimos pedir comida para llevar.

Minimalismo y fatiga de decisiones

Lo mejor para evitar esta fatiga mental es sin duda, simplificar nuestro día a día a través del minimalismo. Aquí te doy unos tips simples que pueden ayudarte:

  • Simplifica tu armario. Como ya he citado en otros artículos, Barack Obama y Mark Zuckerberg, que se compran ropa igual para no tener que decidir qué ponerse cada mañana. 
  • Aprovecha que por la mañana estas más despejado. Si tienes cosas importantes que hacer, resuélvelas al principio del día. Deja todo lo que no sea prioritario para el final de la jornada.
  • Evita los centros comerciales o las compras on-line al final del día. Como ya hemos visto, nuestras decisiones son más irracionales en este momento del día y por tanto, nuestras decisiones de consumo son peores.
Digiprove sealCopyright secured by Digiprove © 2020

2 comentarios en “LA FATIGA DE DECISION”

  1. Ayer fui a la perfumería a comprar dos productos que necesitaba y acabé llevándome otro que no necesitaba pero que si voy a usar. Fui por la tarde, venía cansada del trabajo e iba con las niñas y pendiente al móvil porque había quedado con mi hermana. No fui con claridad mental y gasté de más!
    Y por cierto preparar la ropa y accesorios para el trabajo por las noches para mi ha sido lo mejor!

    1. Hola de nuevo Estela!

      Lo de preparar la ropa y accesorios el dia de antes es un buen consejo. Mi pareja lo hace, porque esta mas activo por las noches que por las mañanas, y le funciona fenomenal. Yo soy al revés, prefiero prepararla por la mañana, que es cuando estoy mas inspirada.

      Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *